Uno de los aspectos fundamentales a la hora de realizar actividad física es la elongación. Antes de comenzar a entrenar, es recomendable efectuar un calentamiento muscular y posterior a tu actividad física, una elongación adecuada según los grupos musculares que hayas trabajado. 

En Kenpo, habitualmente trabajamos mucho las patadas por lo que nuestras piernas son el mayor foco de atención a la hora de efectuar nuestra elongación. Se complementa con un estiramiento de brazos y elongación de abdomen, en el caso de que hayamos trabajado nuestro core (correspondiente a la zona abdominal, oblicuos y zona lumbar) 

Durante la actividad física, nuestros músculos se resienten y se tienden a contraer, sobre todo si efectuamos ejercicios de fuerza. Por lo tanto, la elongación nos da como beneficio permitir que nuestro cuerpo gane flexibilidad, lo que contribuye a que tengamos un mayor aprovechamiento de nuestra capacidad muscular, mejora nuestros movimientos y nos otorga una mayor resistencia. 

Se recomienda efectuar la elongación de forma calmada, enfocándonos principalmente en nuestra respiración, ya que permitirá que entre mas oxígeno a nuestro organismo, relajaremos las tensiones propias de la actividad física desarrollada, mejora nuestra circulación y alivia molestias musculares.

Siempre la elongación debe ser en el sentido contrario a la contracción muscular y es importante ya sea como alumno o como instructor, que conozcas los principales músculos de nuestro cuerpo. Es por ello que a continuación, les compartimos una excelente galería de imágenes con nuestra composición muscular.

 

Leonardo Muñoz.

Grado: 2nd Degree Black Belt "Associate Instructor"

  • Ingeniero Civil en Informática
  • Coach de nutrición y bienestar
  • Webmaster KenpoChile

leonardo.mr@gmail.com

+56 9 4258 3646